box al dia - boxeo mundial

Lorenzo Soberanes insta a capacitación de entrenadores en primeros auxilios tras la tragedia de Dylan Nahum

Redacción/Boxaldia

El trágico fallecimiento de Dylan Nahum Gutiérrez Saucedo durante una sesión de entrenamiento de boxeo ha desatado un llamado urgente por parte de la comunidad deportiva, enfatizando la necesidad crítica de que los entrenadores estén preparados para responder ante emergencias médicas.

Lorenzo Soberanes, experto en salud pública y ex presidente de la asociación local de boxeo, señala que es imperativo que los entrenadores deportivos cuenten con conocimientos básicos en Resucitación Cardiopulmonar (RCP) y estén equipados con un botiquín de primeros auxilios, e idealmente, con acceso a desfibriladores y capacitación en su uso.

“El caso de Dylan Nahum ejemplifica la urgencia de esta preparación. Los deportistas jóvenes confían en sus entrenadores no solo para desarrollar habilidades deportivas, sino también para garantizar su seguridad y bienestar en todo momento”, explica Soberanes.

Subraya que según la Ley General de Cultura Física y Deporte, es responsabilidad fundamental que el personal a cargo del desarrollo deportivo esté debidamente calificado para proteger la salud y seguridad de los deportistas.

Soberanes también aboga por medidas más estrictas en los centros deportivos, incluyendo la exigencia de certificados médicos para los participantes, protocolos claros de emergencia y colaboraciones establecidas con servicios de ambulancias privadas para una respuesta rápida y efectiva ante cualquier eventualidad.

Además, destaca los avances tecnológicos en medicina deportiva que podrían prevenir lesiones graves, como pruebas cognitivas y análisis genéticos para evaluar el riesgo de lesiones musculares, pero lamenta que estos no sean accesibles para todos los niveles del deporte juvenil.

En cuanto a la tragedia de Dylan, Soberanes enfatiza que es un problema multifactorial que involucra desde la supervisión de los padres hasta la responsabilidad de las autoridades y propietarios de gimnasios.

“Es crucial un cambio legislativo que garantice la implementación y vigilancia efectiva de normativas de seguridad en los espacios deportivos. Necesitamos políticas que protejan la vida y aseguren condiciones seguras para la práctica deportiva”, concluye Soberanes.