Destacados

Omar Chávez estaría diciendo adiós al boxeo

By

on

Especial/Tijuana

Consternado por su derrota del pasado sábado a manos de Jorge “Maromerito” Páez, el menor de la dinastía Chávez manifestó que la idea de colgar los guantes ronda su mente, y es que uno de los principales motivos para tomar la decisión responde a que su cuerpo  lo volvió a traicionar con calambres que diezmaron su actuación el  pasado sábado en el ring del Auditorio Municipal de Tijuana.

Por momentos asfixiado por el cúmulo de sensaciones que arrastraba, el “Businessman” legitimó la actuación de Páez, sin embargo señaló que estuvo limitado desde antes del combate, lo que hizo imposible exprimir toda la preparación que construyó en la altura de Toluca.

“Yo sé lo que van decir (la prensa) pero me dieron calambres, no pude pelear a gusto por los calambres y  eso me quitó un 20 por ciento de lo que yo traía, o sea di un 80, traía más, venía mejor preparado, fueron cosas del destino”.

Con visibles huellas en el rostro por la batalla y una mirada que de momentos se perdía en el recuerdo, el hermano de Julio César señaló que a pesar de que el estilo de su rival se le complica, él tenía lo necesario para salir con el puño arriba de la contienda.

“Soy hombre, reconozco que me ganó, pero la verdad esta pelea yo la debería de haber ganado, lamentablemente mis piernas no me dejaron soltarme al 100 por ciento y pues ni modo estoy muy triste porque yo sabía que podía más, pero mis piernas no me dejaron, si no yo la ganaba, se los juro”.

“Su estilo me complica, hace bien las cosas, se me pega bien, pero aún así yo traía poquito más esta noche, si ustedes se dan cuenta él en los últimos rounds ya no podía, sabes lo que pasó, los primeros tres rounds los peleé como ido, porque yo estaba preocupado por mis piernas” declaró el sinaloense.

El boxeador reveló que fueron momentos antes de la querella cuando el dolor en sus piernas surgió, por lo que decidió no realizar el calentamiento y con ello garantizar su participación en el ring, ya que de lo contrario corría el riesgo de no hacerlo.

“Me subí sin calentar, subí frío porque prefería que me dieran los calambres en el ring y pues, que si no podía caminar o algo así, pues ni modo, a rifármela en el ring, pero me dieron los calambres y me permitió (sic) los primeros dos rounds andar desubicado y esa la verdad”.

El boxeador reconoció que sufrir una segunda derrota contra el ‘Maromerito’ Páez afecta sus planes para el futuro. Chávez se dijo triste por el resultado, afirmando que tenía grandes posibilidades de llevarse el triunfo.

“Yo tenía ilusiones de ganar, entrené muy duro dos meses, pero en una noche puede acabar todo”.

El hijo de la leyenda informó que especialistas del país y EU no logran diagnosticar el mal que sufre, situación que nubla más su fututo.


1 Comment

You must be logged in to post a comment Login

Leave a Reply