Destacados

PRONOSTICA ‘MAROMERO’ PÁEZ UNA GUERRA ENTRE SU HIJO Y OMAR

By

on

Rafael Soto/Tijuana

La revancha entre Omar “Businessman” Chávez-Jorge “Maromerito” Páez junior “será una guerra”, aseguró “Maromero” Páez al concluir la ceremonia de pesaje entre los protagonistas de la función “Negocios sin terminar” celebrado hoy en la Macro plaza de esta ciudad.

Bajo un intenso calor, los hijos de “Maromero” Páez y Julio César Chávez dieron los 62 kilos en la báscula, cobijados por sus célebres padres quienes arrancaron aplausos y recuerdos, al posar junto a sus hijos, entre los cientos de personas reunidas para presenciar el último encuentro entre Omar y Jorge previo a su confrontación de mañana en el auditorio de Tijuana.

“Esto es una guerra” dijo el ex campeón mundial pluma de la FIB quien recordó que desde los 80’s mantuvo cierta rivalidad con el César del boxeo, cuando lograba reunir más gente que Chávez durante sus entrenamientos en el Distrito Federal.

“Nunca peleamos y que bueno, porque a lo mejor me rompe el hocico” dijo el “Maromero” con sus bermudas y el único rizo que luce en su cabeza rapada.

 

CHÁVEZ SR

Por su parte, el tres veces campeón del mundo Julio César Chávez se mostró ecuánime y aseguró que su hijo Omar estará mejor preparado que en la confrontación que sostuvieron en diciembre, cuando su hijo perdió lo invicto.

“Me hubiese gustado que estuviera más tiempo en Toluca, pero viene muy fuerte” indicó el ex campeón mundial quien aseguró que el menor de la dinastía es su máxima preocupación.

“No he estado tan cerca de él como de Julio, pero es un muchacho muy fuerte”, dijo Chávez.

 

OMAR CHÁVEZ

Envuelto en el grito de decenas de sinaloenses, Omar aseguró que confía plenamente en su victoria. “Como sea, pero ganaré” estableció mientras comía una pechuga de pollo y pasta al término del pesaje.

Omar lució un tono muscular bien marcado, y el rostro afilado prueba de su empeño para dar el peso para esta contienda de 10 asaltos.

“Yo creo que el entrenamiento de altura en Toluca me sirvió de mucho, pero eso se sabrá mañana cuando llegue el momento de la pelea” estableció el menor de la Dinastía Chávez.

En tanto, Jorge Páez junior aseveró que el tiempo de palabrería se terminó. “Vengo a dar una gran pelea, y espero que él esté listo para enfrentarme” reiteró el hijo del “Maromero” con menos carisma que su padre, pero con la misma ambición que llevó al Cachanilla a convertirse en uno de los campeones más populares en su momento.

 


You must be logged in to post a comment Login

Leave a Reply